El brasier ideal: guía de tallas y diseños


Imágenes: St.Even


A mi me encanta comprar brasieres. Hace un tiempo descubrí mi talla real y desde entonces es un paseo para mi. Entro al almacén, miro las tallas y el modelo y escojo. Ya ni me lo tengo que medir (después de conocer muy bien la marca) y nunca me equivoco. Es así de fácil para mi, porque me tomé el tiempo de analizar mi cuerpo e identificar mis necesidades, pero sé lo frustrante que es no encontrar lo que tienes en mente. 

¿Sabías que el 80% de las mujeres usa la talla equivocada? Seis señales de que tú también estas usando la talla equivocada son:
  1. La banda de tu brasier se sube en la espalda.
  2. La banda no queda pegada al pecho en la parte frontal.
  3. Tu busto sobrepasa las copas.
  4. Se te caen los tirantes constantemente.
  5. Te quedan marcas rojas en hombros y espalda después de usar tu brasier.
  6. Te caben más de dos dedos entre le banda y el sostén.
Si te suena familiar alguna de estas situaciones, temo decirte que no estás usando la talla correcta... Y créeme, encontrar el brasier ideal puede ser toda una odisea si no sabes que estás haciendo. Tallas, modelos, colores, texturas... infinidad de opciones y aún así la mayoría de las veces sin saber qué se necesita. Así que hoy traigo unos tips para encontrar el brasier ideal para tí, teniendo en cuenta tus necesidades y características físicas.

  • La Talla correcta
Encontrar la talla correcta es el primer paso y el más importante. Será tu guía de ahora en adelante y te facilitará encontrar un sostén una vez la identifiques. Para hacerlo debes tener en cuenta cuatro factores:




Esos cuatro factores son determinantes, pues te ayudará a tomar una decisión si las medidas te dan entre una u otra talla, y puedes ajustarla según tu cuerpo. Pero, ¿qué hacer con esa información? 

  • Mide la contorno de tu torso justo debajo del busto. Toma una cinta métrica y una vez exhales aire toma la medida en centímetros. Esta será la medida de la banda.


  • Mide la contorno de tu busto justo en la parte mas sobresaliente o por encima de los pezones. Si tienes los senos menos firmes, puedes usar un sostén sin relleno para este paso. Toma la medida en centímetros nuevamente. El tamaño de la copa es más complejo saberlo porque existen unos parámetro según el contorno que tienes: 




Ahora, si eres muy menuda de espalda pero tienes busto grande, debes aumentar de 3 cm en 3 cm las copas con las medidas dadas para encontrar la tuya. Ejemplo: tu talla de banda es 32 pero tu busto mide 94 cm. La copa que sigue después de la C (hasta 91 cm) es la D. Por ende la talla es 32D. Si el busto sobrepasa los 94 cm y hasta los 97 cm, la talla sería 32DD y así en adelante. Esas tallas se ven más comúnmente en mujeres con aumentos de seno. Si por el contrario tu busto es muy pequeño y la diferencia entre la medida de la banda y la del busto es menor a la de la tabla, se trata de una talla AA. Es complicado encontrar copas de ese tamaño, pero bralettes y demás estilos delicados abundan, ya que no se requiere de mucho soporte.

Tip: sí tu busto no es tan firme, recomiendo bajar una talla en copa más no en banda. Así le das un poco de realce

Pero no te preocupes, no siempre eres una sola talla. Eso también depende del modelo y la marca del brasier. Algunos con mucho relleno tienden a quedar un poco más ajustados, por lo que puedes aumentar una talla de copa, pasar de 34B a 34C, o algunas telas muy elásticas harán que tu brasier se sienta flojo u holgado por lo que es mejor disminuir una talla de banda de 34B a 32B. También tu ciclo menstrual afecta tu talla, ¿sabías que tus senos cambian de tamaño a lo largo del mes? Si no encuentras tu talla, existen las llamadas tallas hermanas. La 34C tiene casi las mismas dimensiones que la 32D o la 36B. Ya depende de la forma de tus senos, de tu estructura ósea (tórax) o comódidad para ajustarlo en caso de no encontrar tu talla. 

  • Tipo de Brasier
La forma de nuestros senos también juega un importante papel a la hora de comprar un brasier. Es cierto que ningún par de senos es idéntico a otro, pero hay características similares y los he agrupado en cinco formas para facilitar la búsqueda del brasier ideal:
  1. Redondo
    Si tienes senos redondos y firmes, independientemente del tamaño, cualquier diseño se verá bien. Puedes escoger entre realces naturales, medios, altos o dobles según el escote que quieres lograr. Tienes todas las opciones, a menos que sea muy grande. Ahí deberías considerar el soporte que te brinda cada brasier.
  2. Separado
  3. Si tienes senos muy separados entre sí, el brasier que mejor te va es el de forma triangular con realce doble para juntar los senos en el medio.
  4. Caído
    Los pezones apuntan hacia abajo o has perdido un poco su firmeza. El diseño que mejor le va es tipo bustier o media copa con realce medio o alto. 
  5. Pesado
    Similar al caído, pero más grande, a este tipo de senos le va mejor los brasieres de copa completa para ponerlas en su lugar y sin relleno para no aumentar más volúmen.
  6. Asimétrico
    Para senos de diferente tamaño es bueno contar con un brasier con relleno removible para ajustar el volúmen del seno de menor tamaño.
Espero esta información les haya resultado útil para escoger en brasier ideal según tu talla y forma. Al comienzo tocará probar varias tallas dependiendo de los modelos (sobre todo si buscas tallas hermanas) y escoger la que mejor se ajusta a ti. La imágenes de esta publicación las tomé de la marca St.Even porque es donde personalmente compro mis brasieres y conozco el tallaje muy bien.  Les deseo mucha suerte y me cuentan cómo les va con las compras. 







Share:
© ALINA VAN MODE | All rights reserved.
Blog Design Handcrafted by pipdig